Esta cirugía se conoce como disectomía. Este tratamiento sirve para hernias tanto a nivel cervical, como aquellas a nivel lumbar. Pocas personas con hernias discales terminan necesitando cirugía. El Ortopedista podría sugerirte cirugía si los tratamientos conservadores no logran mejorar tus síntomas después de seis semanas, especialmente si continúas teniendo lo siguiente

  • Dolor mal controlado
  • Entumecimiento o debilidad en brazos o piernas
  • Dificultad para pararte o caminar
  • Pérdida del control de la vejiga o de los intestinos
  • En casi todos los casos, el Ortopedista puede extirpar solo la parte sobresaliente del disco o el disco entero. En estos casos, es posible que sea necesario fusionar las vértebras con un injerto óseo. Para permitir el proceso de fusión ósea, el cual toma meses, se colocan placas metálicas en la columna vertebral para proporcionar estabilidad espinal. En raras ocasiones, el cirujano puede sugerir la implantación de un disco artificial

    ¿Tiene dudas? o piensa que usted es candidato para una cirugía de hernia discal, podemos ayudarlo, agende su cita.





    Agenda tu cita Agenda tu cita Agenda tu cita Agenda tu cita